La Competencia Regional de Equipos. Evolución y un poco de historia

Tomando algunos fragmentos en los siguientes párrafos Raúl Molteni, Director Técnico de la Competencia, nos permite tener una breve evolución de la Competencia Regional de Equipos. Sus comienzos, la historia de los equipos y la integración con los ganadores del Premio Nacional a la Calidad en una gran jornada de Benchmarking, hacen que cada año la Competencia sea más atractiva.

Allá por los años 2007 y 2008 empezamos envidiando sanamente los resultados de la Competencia de la ASQ; motivación, reconocimiento, alegría, camaradería… Y decíamos «qué lindo sería tener algo así en la Argentina». Muchos dieron su apoyo, algunos un apoyo enorme; miembros de IPACE, los equipos, los Jueces, los sponsors y miembros de la ASQ; entre todos, exhibimos hoy los resultados logrados por la Competencia.

Ya por el año 2012 la Competencia era considerada altamente exitosa en varios ámbitos tanto nacionales como internacionales. Coincidimos totalmente y merecen atención los motivos por los cuales la calificamos así.

  1. La calidad de los equipos y de los proyectos que éstos presentaron, y siguen presentando. El solo hecho de participar de la competencia, se gane el primer premio o no, tiene un importante valor en sí mismo. Sólo recordar las expresiones del público después de las presentaciones del equipo de Fiorentina o de Arcor, por ejemplo, muestran que no se necesita ser ganador para obtener reconocimiento por el mérito del proyecto.
  2. A pesar del valor del punto anterior, indudablemente contribuye al éxito de la Competencia la enorme y merecida difusión que han tenido los resultados de todos los equipos finalistas participantes en la ASQ International Team Excellence Award Competition en EE.UU. Y digo todos porque incluyendo aquella primera participación de Los Maestros (Taranto) en el 2009, los puntajes obtenidos siempre han estado por sobre la media de la competencia de la ASQ.

La contribución de la repercusión y prestigio obtenidos con la participación de los equipos que han ganado el Oro (2010 -Telefónica-, 2011 -Telefónica- y 2012 -tgestiona–) y Bronce (2011 -Movistar–). A ellos se les debe la imagen que la Competencia Estrellas de la Excelencia ha ganado en los ámbitos internacionales de la calidad y la gestión.

  1. Por la calidad, idoneidad y dedicación de su cuerpo de Jueces. La objetividad y resultados validados con los puntajes obtenidos luego por los equipos que han participado en la ASQ International Team Excellence Award Competition lo ratifican. El apoyo y dedicación de todo el equipo del IPACE genera el ámbito adecuado para una Competencia de Calidad.

En el año 2012 tuvimos un primer ganador en la categoría empresas chicas, por eso siempre alentamos a los equipos de esta categoría a que aprovechen la oportunidad de mostrar una vez más que el trabajo en equipo no es sólo para empresas grandes.

Pero (como siempre hay un pero) hay un punto que podría considerarse no tan positivo o «alegre». Todos los equipos que participan guardan, en algún rincón de su corazón, la esperanza de ganar. Las horas, el esfuerzo, los resultados y, en general, el reconocimiento que han obtenido dentro de sus organizaciones respaldan esa esperanza. Y si bien aquellos que llegan a esta instancia han ganado el premio de ser Finalistas, no ganar el premio Oro puede conllevar algo de desazón y tristeza.

Queremos dejar totalmente claro una perspectiva diferente del asunto; los Jueces evalúan los proyectos usando el mismo modelo que utiliza la ASQ International Team Excellence Award Competition. Si bien este Modelo ha sido validado internacionalmente y coincide en términos generales con el desarrollo y requerimientos de las más conocidas metodologías de mejora, no deja de ser un modelo que, como tal, no cubre exactamente todas las metodologías de igual mérito y éxito. La no obtención de un premio superior al de ser Finalista no demerita a ningún proyecto ni equipo. El uso del Modelo de la Competencia intenta mostrar nuevas oportunidades de mejora para futuros proyectos, no demeritar lo hecho por los equipos.

Con el año 2013 los logros siguieron a paso firme, El equipo ganador del premio Oro en la Competencia 2012 obtuvo el Premio Plata en la International Team Excellence Award Competition 2013 y, como no hubo premio Oro, significó que nuevamente y por cuarto año consecutivo un equipo argentino fue el mejor (compartido en este caso con un equipo de Tailandia). Fue un placer compartir con ellos el entrenamiento, su presentación y su premiación; pero fue mucho más placentero compartir su calidez, su don de gente y su profesionalismo.

Contamos con el primer equipo de la categoría de Educación compitiendo. Nos propusimos promover el trabajo en equipo en el ámbito educativo y encontramos un eco importante desde el sector. Hubo un equipo de miembros de IPACE y de la ASQ trabajando con profesionales de instituciones educativas que nos permitió definir los Criterios, nivelar Jueces y tener a un primer equipo que participó del Congreso Internacional de Educación de la ASQ en noviembre de ese año obteniendo el Distinction-level award siendo el equipo con mayor puntaje.

La cantidad de Jueces nuevamente creció y fue la edición con el mayor número de equipos inscriptos. Nuevamente se produjo una excelente sinergia entre los equipos que compartieron sus presentaciones con los ganadores del Premio Nacional a la Calidad. Esto fue una señal de la calidad que dichas presentaciones. Creo que el realizar las Jornadas junto a «Cómo Hacen los que Ganan» no sólo es un honor, sino que conforman un «combo» envidiable para el benchmarking.

Y más empresas comenzaron a utilizar los Criterios para mejorar los sistemas de mejora y trabajo en equipo. Tal como sucede con el Modelo de Gestión Empresarial de Excelencia, los Criterios de la Competencia de Equipos tuvieron y tienen como intención, más allá de servir para la evaluación, la de actuar de guía de mejores prácticas para que las empresas mejoren las propias.

El 2014 trajo cambios, los equipos concursantes y Jueces han usado nuevos Criterios, aquellos que la ASQ ya había adoptado en el 2013. ¿Cuáles fueron los cambios? Conceptualmente ninguno. Siguen conformando un “Manual” para hacer un buen y completo proyecto.

Operativamente, el reordenamiento facilitó mucho más que antes comprender el orden de las tareas que son necesarias para desarrollar un proyecto. Y, por lo tanto, para presentarlo. También han tenido cambios en la redacción, lo que ayuda a comprender mejor qué se les pide a los equipos describir para ser evaluados.

La competencia trae oportunidades, ya que ocurre algo parecido con la Competencia de Equipos a lo que ocurre con el Premio Nacional a la Calidad: el concurso opaca al potencial que tiene la adopción e implementación de los Criterios para guiar a la mejora dentro de la organización.

Cientos de horas de entrenamiento en dinámica de equipos y metodologías quedan, a veces, sin aplicación porque los equipos no saben “concretamente, qué tengo que hacer ahora”.
Más allá del cuestionamiento que podría hacerse al entrenamiento, el detalle y orden de los nuevos Criterios de la Competencia conforman una lista que sugiere, paso por paso, cómo desarrollar un proyecto.

Sintetizando, la Competencia invita a las dos cosas, a utilizar los Criterios para realimentar las metodologías que cada empresa utiliza y, a su vez, a concursar para compararse con equipos de otras organizaciones. Lo que siempre buscamos es que todos se lleven el aprendizaje que dejan las presentaciones de los equipos, y que usen, después, a los Criterios como fuente de revisión de cómo encaran los proyectos.

Y como cierre, el año 2015 trajo nuevos reconocimientos en la ASQ ITEA; un equipo de Telefónica obtuvo el premio Oro y otro el Bronce. Que, supongo, motivan a los 13 equipos que participan en esta edición, y a los que también agradecemos.

Y simultáneamente con la renovación visual y operativa de IPACE, la Competencia ha tenido este año nuevamente apoyo clave y desinteresado de muchas personas y organizaciones. Entre ellas, el apoyo -clave- de Telefe para la difusión y contactos, de los 65 Jueces (por favor, ver la lista en la Aplicación) que dedicaron más de 40 horas cada uno para evaluar a los equipos, de Rodolfo Danishewsky y Maximiliano Giménez como Jueces Facilitadores, de Luciana Paulise, Juan Di Costa y Hernán Pinque para instalarnos en las redes y smartphones, de Esteban y Melina de KPR para la renovación visual de comunicación y trofeos, y de Carolina Antonelli, Silvana Pedetti, Belén Salvo y Ángela de Martínez de IPACE para la coordinación operativa.

Y de ustedes.

A todos muchas gracias.

Raúl Molteni.

Director Técnico de la Competencia Regional de Equipos.

Juan Di Costa, Edición.

Notas relacionadas